¿Necesitas ayuda? ¡Te atendemos por chat!

Saber más sobre Fosas Sépticas

Imagen de varias fosas septicas fontecsa

El tratamiento que se le deba dar a las aguas residuales va a depender de la cantidad de residuo que la Confederación Hidrográfica competente permita para cada lugar. En esta primera criba, determinaremos el tipo de fosa séptica que necesitaremos: si existe cierta permisibilidad en los niveles de residuo, podremos optar por una fosa filtro, y en caso contrario deberemos escoger una fosa estanca o una depuradora de oxidación total.

Dentro de estas categorías, las soluciones son diversas y van a variar dependiendo de factores como: el uso, tipo de vivienda, número de habitantes, el espacio disponible, la altura a la que se encuentra la salida del agua, la posibilidad o imposibilidad de obrar en la zona asignada a la fosa y otras circunstancias, por lo que contar con el asesoramiento de un profesional puede evitar pérdidas importantes de tiempo y dinero.

tratamiento de aguas residuales

Usos domésticos

En los usos domésticos, la capacidad de una fosa séptica depende del número de habitantes que soportará. El volumen variará sustancialmente de un fabricante a otro, por lo que se recomienda comparar en primer lugar el número de habitantes y en segundo lugar la capacidad.

Materiales disponibles

Las fosas sépticas se fabrican predominantemente en tres materiales: polietileno, poliéster reforzado con fibra de vidrio y polietileno de alta densidad; siendo el más resistente el polietileno de alta densidad, llegando a dar algunos fabricantes hasta 15 años de garantía por la estabilidad y resistencia de este último material.

Volúmenes disponibles

Pueden ir desde los 600 Litros hasta los 90.000, o más, según las necesidades a cubrir.

Coeficientes de limpieza Los coeficientes de limpieza también oscilan considerablemente dependiendo del fabricante y del tipo de fosa séptica. Las soluciones que existen actualmente van desde un coeficiente de limpieza nulo, como es el caso de las fosas estancas, hasta llegar a potabilizar el agua para usos domésticos.

Imágenes de varios depósitos fontecsa

 

Depósitos

Capacidades y formas

Dependiendo del uso que se le vaya a dar, las capacidades oscilarán. En el mercado existen depósitos para soterrar, de superficie, rígidos, de diseño industrial o estético.

Materiales disponibles

Al igual que las fosas sépticas, este tipo de depósitos se fabrican predominantemente en tres materiales: polietileno, poliéster reforzado con fibra de vidrio y polietileno de alta densidad; siendo el más frágil el polietileno y el más resistente el polietileno de alta densidad

Imágenes de los tanques de tormenta y filtración

 Tanques de tormenta y filtración

Tanques de tormenta y filtración sistemas urbanos de drenaje sostenible Filtrar, retener e infiltrar el agua en el terreno. La urbanización conlleva la impermeabilización del suelo, la alteración del ciclo natural del agua y el aumento de la escorrentía, provocando más contaminación, sobrecarga de las redes de saneamiento y deterioro de los recursos hídricos subterráneos.

Las inundaciones son un hecho cada día más frecuente y representan un grave problema económico y ecológico.

Los Sistemas Urbanos de Drenaje Sostenible son depósitos permeables destinados a filtrar, retener e infiltrar el agua de lluvia devolviéndola a su ciclo natural.

Cada proyecto necesita ser dimensionado de manera individual, nuestro departamento técnico le asesorará sobre estos y otros aspectos.

Imagen canalones fontecsa

Canalones

decorativos y clásicos La canalización del agua de lluvia de tejados evita manchas y humedades en la fachada de la construcción, también puede recuperar el agua de lluvia para posteriores usos y se adapta a todo tipo de construcciones. Por la variedad de colores y diseños armoniza a la perfección con el diseño del conjunto arquitectónico

Imagen agua caliente sanitaria

Agua Caliente Sanitaria

El termo eléctrico para agua caliente es uno de los elementos que más consume dentro de la instalación eléctrica de una edificación, puede llegar a suponer el 75% de la factura de la luz de un hogar promedio.

Existen nuevas soluciones como la aerotermia que pueden

ayudarnos a ahorrar, y además de una forma respetuosa para el medio ambiente. Las bombas de calor para agua caliente de aerotermia funcionan prácticamente como un aire acondicionado, pero su combustible fundamental no es la electricidad, sino el propio aire.

Es decir, ahorra más de un 70% respecto al consumo de un termo eléctrico.

Se puede instalar en cualquier estancia de la vivienda. No es peligroso ni tóxico. La aerotermia, en relación con la energía solar térmica es un sistema más económico y requiere menos espacio.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Política de Cookies.